Parroquia San Maximiliano Kolbe - Bogotá

Rincón de la Virgen de Schoenstatt

MAYO MES DE MARÍA, MISIÓN “EN EL HOGAR SE DAN LOS PRIMEROS FRUTOS DE LA PAZ”

April 30 de 2018

El padre José Kentenich llamo a este lugar:” la ciudad de la muerte, de locos, y esclavos del infierno de Dachau. Él fue trasladado a este lugar en 1942.

Las condiciones infrahumanas en que eran trasladados los prisioneros en aquel entonces, dejan ver el horror de una llegada al infierno.  Cada uno de los rincones de este lugar es un símbolo de lo que el hombre puede realizar al deshumanizarse., El hacinamiento en las 30 barracas, construcciones de madera y piedra de 10 m. de ancho por 100 m, los “dormitorios”, inhumanos cajones que en tres pisos , el  área de crematorios y “duchas”, permite un encuentro muy cercano con el horror .

.Muchas son las conclusiones que una visita a este HORROR se agolpan por salir. Entre ellas: lo que es capaz el hombre cuando pierde su naturaleza; la destrucción sin límites a la que puede arribar; el odio como motor hacia la muerte, y muchas más…

Lo que sí no puede imaginarse, es que alguien, en esa “ciudad de muerte, de locos y esclavos, del infierno de Dachau” el padre Kentenich, pueda haber predicado retiros, escritos miles de estrofas, algunas de las cuales integran el libro de oraciones Himmelwaerts (“Hacia el Padre”), fundado el Instituto de los Hermanos de María, el Instituto de las Familias de Schoenstatt y, entre tanta muerte y destrucción, concebir la idea de transformar el Movimiento de Schoenstatt en una organización internacional, fundando entonces, con sacerdotes de diversas nacionalidades, la Internacional de Schoenstatt .

Fueron muchas otras las actividades que el P. Kentenich (“Un Profeta de María”, P. Esteban Uriburu, editorial claretiana) desarrolló en ese Infierno por lo que su enorme personalidad toma una dimensión mucho mayor todavía luego de adentrarse en este horror que ha vivido.

Diariamente a las 15,00 hs. suena una campana que recuerda a todo el mundo que esto ha sido un verdadero HORROR, que el hombre debe recordar lo que es capaz de hacer cuando se reviste de ODIO y que, como dice en cinco idiomas una inscripción en el monumento votivo… ”NEVER AGAIN”.

La humanidad en este momento está repitiendo los mismos errores y horrores, de odio, guerra y destrucción y es importante conocer la historia para no volver a repetirla, clamemos a cielo desde nuestros santuarios de schoenstatt, desde nuestras parroquias, desde nuestras ramas y grupos; para que el hombre comprenda la magnitud del amor del Padre Celestial y nos podamos volver a sentir hijos en sus manos.

Madre Tres Veces Admirable acompáñanos a caminar durante este mes por las familias de la parroquia, llevando a Cristo, tu Hijo santísimo, para que se dén los primeros frutos de la paz, para que haya un ambiente de Cielo que se contraponga al ambiente de infierno.

SCHOENSTATT EN MISIÓN

Boletínes

N° 138 del 18 de agosto al 18 de septiembre de 2018

Shoenstatt

Video

Galeria de Fotos

Publicaciones Anteriores