Parroquia San Maximiliano Kolbe - Bogotá

Rincón de la Virgen de Schoenstatt

SAN MAXIMILIANO MARÍA KOLBE

August 08 de 2017

1894-1941

El movimiento Apostólico de Schoenstatt , quiere agradecer a la Parroquia de San Maximiliano Kolbe, por su apertura, para la realización de todo el apostolado, que realizamos en ella .  Igualmente agradecemos a San Maximiliano Kolbe por su intercesión. Durante estos años y  seguimos confiados en ella y a la protección maternal de María.

Mártir franciscano.

Fiesta: 14 de agosto.
Fecha beatificación: 17 de octubre de 1971 por Pablo VI.
Fecha de canonización: 10 de octubre 1982 por Juan Pablo II
Patrón: adición a las drogas, familias, encarcelados, prisioneros políticos, periodistas, movimientos a favor de la vida.
"Tenemos que ganar el mundo entero y cada alma, ahora y en el futuro hasta el final de los tiempos, para la Inmaculada y a través de ella, para el Corazón Eucarístico de Jesús".

5 datos curiosos sobre la vida San Maximiliano Kolbe, mártir del siglo XX

1. Se le apareció la Virgen María cuando era niño

Siendo niño realizó una travesura que su mamá le reprochó. Tiempo después, la madre vio que el pequeño Kolbe había cambiado de actitud y que frecuentemente oraba llorando ante un pequeño altar.

El niño le dijo: “Mamá, cuando me reprochaste, pedí mucho a la Virgen que me dijera lo que sería de mí. Lo mismo en la iglesia, le volví a rogar. Entonces se me apareció la Virgen, teniendo en las manos dos coronas: una blanca y otra roja”.

“La blanca significaba que perseveraría en la pureza y la roja que sería mártir. Contesté que las aceptaba… (las dos). Entonces la Virgen me miró con dulzura y desapareció”.

2. Fue condenado a morir de hambre en una celda y sobrevivió

Durante la Segunda Guerra Mundial fue apresado y enviado a los campos de concentración. En el tiempo que estuvo allí, condenaron a morir de hambre en una celda a 10 prisioneros que intentaron escapar.

San Maximiliano cambió su vida por la del sargento polaco Franciszek Gajowniczek, quien había explicado: “Dios mío, yo tengo esposa e hijos”.

En esa celda, el sacerdote siguió alentando en la fe a sus compañeros, con oraciones y cantos. Tras dos semanas, solo San Maximiliano seguía con vida. Necesitando la celda para otros reos, los nazis decidieron acabar su vida inyectándole ácido carbólico en la vena.

3. Fue muy devoto de la Inmaculada Concepción

Maximiliano siempre fue muy devoto de la Inmaculada Concepción. En 1917 fundó un movimiento llamado "La Milicia de la Inmaculada", el cual se consagró a la Virgen María para luchar con todos los medios por la construcción del Reino de Dios en todo el mundo.

También inició la publicación de una revista mensual llamada "Caballero de la Inmaculada",  orientada a promover el conocimiento, el amor y el servicio a la Virgen María

4. El Papa Francisco visitó su tumba

Durante su visita al campo de concentración nazi de Auschwitz, en el marco de su viaje apostólico a Polonia por la Jornada Mundial de la Juventud Cracovia 2016, el Papa Francisco conoció la “celda del hambre” donde fue encerrado San Maximiliano Kolbe hasta el día de su muerte, el 14 de agosto de 1941.

En el oscuro recinto, en cuyas paredes hay una placa recordatoria y un grabado de las víctimas con tres cirios al centro, el Santo Padre se sentó y oró solo y en silencio por cerca de seis minutos.

5. En Polonia existen los frailes bomberos de San Maximiliano

En 1927 el Santo funda la "Ciudad de la Inmaculada" en el convento franciscano de Niepokalanów, a 40 kilómetros de Varsovia.

Desde hace más de 80 años aquel lugar cuenta con un Cuerpo de Bomberos Frailes de San Maximiliano María Kolbe.

En 1928, Kolbe reunió y dijo a los frailes: “esto lo hemos recibido de la gente, no es nuestro, por lo que tenemos que asegurarnos de que no se destruya". Pronto se pusieron manos a la obra y organizaron una guardia contra incendios.

San Maximiliano Kolbe
Apóstol de la consagración a María

de la Milicia de la Inmaculada compuesta por San Maximiliano

"Oh Inmaculada, Reina del Cielo y de la Tierra, Refugio de los Pecadores y Nuestra Madre Plena de Amor, Dios ha resuelto confiar la completa Orden de Misericordia en ti. Yo, un pecador(a) arrepentido(a), me postro a tus pies implorando humildemente que me aceptes como soy y con todo lo que tengo, completamente para ti, como de tu posesión y propiedad. Por favor haz de mi, de todo los poderes de mi cuerpo y alma, de mi vida entera, muerte y eternidad, lo que mas te satisfaga. Si te complace, usa todo lo que soy y tengo sin reservas, totalmente, para conseguir lo que se ha dicho de ti: “Ella aplastará tu cabeza” y “Tú sola has destruídotodas las herejías en todo el mundo”. Déjame ser un instrumento adecuado en tus manos Inmaculadas y Misericordiosas para introducir y aumentar tu gloria al máximo en  todas las almas indiferentes y extraviadas, para así ayudar a extender el Bendito Reino del Sagrado Corazón de Jesús, ya que por donde tú entras obtienes la gracia de conversión y crecimiento en santidad, a través de tus manos es que las gracias del Sagrado Corazón de Jesús llegan a nosotros. Amén.

Permíteme alabarte, Oh Virgen Sagrada. Dame fuerzas contra tus enemigos

Boletínes

N° 139 del 18 de Octubre al 18 de Diciembre de 2018

Shoenstatt

Video

Galeria de Fotos

Publicaciones Anteriores