Parroquia San Maximiliano Kolbe - Bogotá

Rincón de la Virgen de Schoenstatt

NECESITAMOS UN PADRE

June 07 de 2015

Necesitamos un padre,
Alguien que nos mire
Que nos brinde una sonrisa
Que nos escuche
Que sepa decirnos algo.
Que nos acompañe en silencio
Que nos permita ser nosotros mismos
Tanto en el éxito como en el fracaso.
Alguien que no nos abandone
En la necesidad y el sufrimiento.
Que nos proteja
Cuando otros nos atacan.
Que nos ofrezca la posibilidad
De desarrollarnos,
Que nos apoye,
Redoblando así nuestras fuerzas.
Necesitamos a alguien
Que camine a nuestro lado
Y a quien podamos regresar

Estas cualidades las encontramos en nuestro padre fundador el padre José Kentenich,
Y queremos acogerlo en nuestro corazón como nuestro padre, educador y orientador,
Recibiendo todo su legado y su amor por la iglesia que nos  impulsa ser cirineos que le ayudan al P. Kentenich  a dar vida a la obra de Schoenstatt. El amor a la iglesia nos impulsa a ser esos apóstoles que  se  dejan  clavar en la cruz por la Iglesia y a vivir cada uno de los hitos de Schoenstatt , para sentirnos más vinculados a la Alianza de Amor con María en su santuario

Como todas las comunidades y movimiento de Iglesia, Schoenstatt se ha desarrollado de acuerdo a una historia original. Desde humildes comienzos pasó a ser un movimiento internacional abarcando millones de personas. Este proceso de crecimiento estuvo especialmente marcado por cuatro acontecimientos conocidos como los "cuatro hitos".
El P. Kentenich desarrolló del concepto de hitos como una forma de asumir y cultivar la identidad y misión únicas que Dios ha dado a Schoenstatt. Cada hito es un momento histórico que define un aspecto central de lo que es Schoenstatt. Cada uno es, usando la expresión del P. Kentenich, un "irrupción de lo Divino" que indica algo de la creatividad única de Dios al concebir Schoenstatt como es actualmente. Estos hitos son:

*             18 de Octubre de 1914: En la luz divina: Fundación de Schoenstatt y la alianza de amor (irrupción de lo Divino en un heroico acto de fe total).

*             20 de Enero de 1942: En la confianza divina: La decisión del P. Kentenich de aceptar ir al campo de concentración para obtener la "libertad interior de la familia" (irrupción de lo Divino en un acto de total confianza y esperanza).

*             31 de Mayo de 1949: En la fuerza divina: Carta del P. Kentenich a las autoridades de la Iglesia advirtiendo los peligros de la "mentalidad mecanicista" que invade a la Iglesia. (Irrupción de lo Divino en un acto heroico de amor).

*             22 de Octubre de 1965 (diciembre 22): El P. Kentenich es totalmente rehabilitado por la Iglesia (irrupción de lo Divino en la victoriosidad divina)). El P. Kentenich promete al Papa Pablo VI que Schoenstatt se responsabilizará plenamente por la realización del Concilio Vaticano II.

Amado Padre Celestial, te damos gracias por que nos podemos acercar a tu corazón, y entregarnos como tus hijos. Con la confianza absoluta de tu amor y misericordia para con nosotros, gracias por poder experimentar paternidad en el corazón del Padre José Kentenich.
Gracias por experimentar  paternidad  en el corazón del papa  Francisco, y en el corazón de  los obispos y sacerdotes y gracias por nuestros padres biológicos que nos enseñaron a conocerte y amarte.

Boletínes

N° 133 del 18 de octubre al 18 de diciembre de 2017

Shoenstatt

Video

Galeria de Fotos

Publicaciones Anteriores