Parroquia San Maximiliano Kolbe - Bogotá

Rincón de la Virgen de Schoenstatt

EL ESPIRITU SANTO PRINCIPIO MATERNAL

May 17 de 2015

Es el Espíritu Santo quien desempeña  la función maternal y da luz a Cristo en las almas de los fieles. Prepara la gestación de un nuevo ser, la nueva creatura en Cristo Jesús.

Aquí se asienta la vocación especial y muy bendecida de la mujer quien según  su ser, se encuentra, en gran afinidad con el Espíritu Santo. Su sitio está en el servicio del paráclito, del consolador y auxiliador. La verdadera feminidad, la  maternidad ve en cada ser un hijo necesitado de cuidados y de una atención maternal. La maternidad  espiritual como la maternidad de María, está bajo el signo y sello del Espíritu Santo y da luz a Cristo en todos los hombres. El nacimiento de Dios con la participación libre de una creatura, revela el poder y la tarea de la mujer: Dar vida a Cristo  en las almas abandonadas y destruidas, siempre que la mujer, sea, en efecto “una creatura “, UNA CREATURA SANTA. Solo la mujer que se asemeje a María en la santidad, podrá volver a enderezar lo que esta torcido y sanar lo que se ha perdido. Ninguna”Ética” fría sirve como arma defensiva frente al pecado, sino solo la Santidad .La santidad jamás es una función mas. La santidad es ser. No importa tanto lo que una mujer hace al exterior visiblemente, sino lo que ella hace ocultamente; eso cuenta. Solo su manera de ser hace que Cristo nazca en las almas. El apostolado propio y principal de la mujer es el apostolado del ser  y que a semejanza de María, llegue a ser una “puerta” que abra el cielo a los hombres. (P. José KENTENICH)

Y   es el Espíritu Santo, quien desciende en Pentecostés y da Vida a la Iglesia; los discípulos estaban reunidos con la Sma. Virgen y con otras mujeres, implorando en la oración el Espíritu que Jesús había prometido. Y, nosotros en nuestras comunidades vivimos esta promesa y hacemos del apostolado una experiencia en la iglesia ,que enciende  los corazones y arden de pasión por Cristo. Que nos hace  capaces de arriesgarlo todo por el Evangelio y de buscar  la santidad de la vida diaria para vivir con fidelidad la Alianza de Amor con María ,y vivir la experiencia del cenáculo vinculados al Santuario de Shoenstatt.

Boletínes

N° 136 del 18 de junio al 18 de agosto de 2018

Shoenstatt

Video

Galeria de Fotos

Publicaciones Anteriores