Parroquia San Maximiliano Kolbe - Bogotá

Buenas Noticias - Boletín Parroquial

May 25 de 2014 y June 01 de 2014

VI DOMINGO DE PASCUA. CICLO A.

EDITORIAL

Espíritu Santo ya viene

"Un hombre de Dios bajó al pueblo para anunciar a sus habitantes que el Espíritu Santo iba a ser derramado sobre todos ellos cuando volviera a amanecer”. Aquella noticia les llenó de entusiasmo e hicieron todos los preparativos para recibirlo. Pero al llegar el momento indicado, solo unos pocos lo recibieron y pudieron beneficiarse de todos sus dones; a los demás, les pasó desapercibido aquel Espíritu. Éstos, viendo lo alegres que estaban los que lo habían recibido, se marcharon indignados, en busca del hombre de Dios para protestar por lo ocurrido.

Y éste le dijo: -De nada vale que venga la fuerza del viento, si las velas de vuestros barcos no están desplegadas para dejarse llevar por él. A esto le contestaron irritados: -Pero si nosotros no vimos venir ningún viento ni nada que se le parezca. Sólo vimos salir el sol como todos los días, y nada más.

Y el hombre de Dios les respondió: -El Amor gratuito, al igual que el viento, no pueden verse con los ojos, solo puede percibirse desde el corazón. Y por lo que parece, vuestros corazones están cegados, porque no se dejan arrastrar por la fuerza del Amor que continuamente Dios está derramando sobre vosotros. Al escuchar estas palabras, le preguntaron: -¿Y cuándo dejaremos de estar ciegos?

Y aquel hombre les respondió: -Cuando dejéis de ver salir el sol con la rutina de todos los días; cuando dejéis de dar por supuestas tantas cosas que los rodean, y que son un regalo gratuito del que solo podréis disponer ese día. Entonces, y solo entonces, estaréis preparados para ver y percibir al Espíritu que los sostiene y los envuelve cada día."

¿POR QUÉ VENERAMOS A MARÍA?

En alguna ocasión podemos haber escuchado decir que los católicos somos idólatras porque ponemos a la Virgen María al mismo nivel que a Dios. Una afirmación como ésta desconoce la enseñanza de la Iglesia sobre Santa María así como las actitudes que nos invita a tener con la Madre de Jesús.

En primer lugar es fundamental comprender que el lugar que tiene María en la vida cristiana de los discípulos del Señor Jesús brota de la misma fe. «El ¿Cómo me ayuda María a vivir mi fe? El papel de María con relación a la Iglesia es inseparable de su unión con Cristo, deriva directamente de ella» Nos enseña el Catecismo... Es Cristo mismo quien nos ha señalado a su Madre. Él nos ha invitado a amarla como hijos suyos y a ver en Ella un ejemplo a seguir. El pasaje de la crucifixión que nos trae el Evangelio de San Juan es elocuente: «Junto a la cruz de Jesús estaban su madre y la hermana de su madre, María, mujer de Clofás, y María Magdalena. Jesús, viendo a su madre y junto a ella al discípulo a quien amaba, dice a su madre: "Mujer, ahí tienes a tu hijo". Luego dice al discípulo: "Ahí tienes a tu madre". Y desde aquella hora el discípulo la acogió en su casa».

Desde los primeros siglos de su peregrinar, la Iglesia recibió este pasaje evangélico como una clara indicación del Señor Jesús a la que los cristianos debemos adherirnos con fe. Porque creemos en el Señor Jesús creemos también lo que Él nos dice. Así lo entendieron los apóstoles y los primeros discípulos, como se puede ver en los Hechos de los Apóstoles. Esa misma fue la fe que recibieron y profundizaron los Padres de la Iglesia y la que desde entonces se ha transmitido de generación en generación en la Tradición eclesial.

Esa es la fe de la Iglesia que el Magisterio ha custodiado y enseñado ininterrumpidamente. Sobre esta base sólida, pues, creemos con fe firme que Dios escogió desde todos los tiempos a una Mujer para que sea la Madre virginal de su Hijo; que Ella cooperó con fe y obediencia ejemplares a la obra de la reconciliación; que por designio del mismo Jesús, así como es Madre de Cristo Cabeza, Ella es también Madre de todos los hombres que forman el Cuerpo de Cristo; que desde su Asunción al Cielo Ella sigue intercediendo por nosotros ante su Hijo y es modelo acabado de virtud y ejemplo para nuestra vida cristiana. Por ello, nos dice el Concilio Vaticano II, «la Iglesia no duda en confesar esta función subordinada de María, la experimenta continuamente y la recomienda a la piedad de los fieles para que, apoyados en esta protección maternal, se unan con mayor intimidad al Mediador y Salvador».

EL EVANGELIO DEL DOMINGO EN CASA

AVISOS DE NUESTRA PARROQUIA

Todos los domingos se celebran bautismos, información en el despacho parroquial.

Invitamos a las familias quie deseen hospedar a un Catequista, el proximo fin de semana a acercarse al despacho parroquial.

NUEVO TEMPLO

Su Párroco Daniel Saldarriaga Molina, agradece a la Comunidad de San Maxilimiano Kolbe la gran colaboración al fondo de ahorro para la construcción del Nuevo Templo.

Si quiere apoyar la obra del templo, puede consignar su ayuda en las cuentas:

Gracias por apoyar la obra del templo, puedes consignar tu donación en las siguientes cuentas: o a nombre de la Parroquia San Maximiliano Kolbe.

BBVA: Cuenta de ahorro 540116134

Davivienda: Cuenta de ahorro 480900003256

El recibo de la consignación lo puede llevar al despacho parroquial o en la alcancía del Templo para llevar el control de estas ayudas. "Dios que ve en lo escondido, los recompensará"


Todos los Boletines: